Estudiante becado de primer ingreso 2020

Tengo una familia de ocho miembros y el único ingreso es el salario de mi papá”

Desde que Luis Andrés Fallas Sánchez era un niño tiene una atracción por la ciencia. A sus 18 años dirigió ese interés a la carrera de Laboratorista Químico, la cual inició este 2020 en la Universidad de Costa Rica.

Luis Andrés recibió la beca socioeconómica 5, la cual lo exonera del 100% de la matrícula y además le dio el beneficio de reubicación geográfica. Gracias a este último alquila un apartamento en Tacares, pues es oriundo de Pérez Zeledón y asiste al Recinto de Grecia.

Sin embargo, su primer año universitario coincide con la pandemia del Covid-19 por lo que el futuro laboratorista químico recibe sus clases virtuales desde su casa en Pérez Zeledón, pues ahí tiene el equipo necesario para hacerle frente a los siete cursos que conforman el bloque curricular.

Dice que no ha sido sencillo afrontar este cambio en su primera experiencia universitaria, pero que procura no gastar su tiempo para poder cumplir con los trabajos pendientes.

También menciona que con la ayuda que le da la Oficina de Becas y Atención Socioeconómica, pretende ahorrar aunque sea una pequeña parte, por algún otro imprevisto producto de la pandemia.

Luis Andrés agradece este auspicio, pues menciona que de lo contrario no hubiera podido estudiar al ser el segundo de seis hermanos.

“Tengo una familia extensa, de ocho miembros y el único ingreso es el salario de mi papá, entonces sin la beca, mi padre no podía costear los gastos que requiere la U”, expresó.

El estudiante de primer ingreso dice que de la UCR no solo espera salir con un título, sino estar preparado integralmente para su vida y desarrollarse plenamente en el ámbito profesional.

Luis Andrés Fallas, dirigió ese interés a la carrera de Laboratorista Químico

Foto cortesía.

Rodrigo Madrigal Rojas

rodrigo.madrigalrojas@ucr.ac.cr

Traducir
Ir al contenido