Jeff Chaji: “Soy la primera persona de mi familia que se gradúa de la universidad”

Proviene de un pueblo guanacasteco llamado El Silencio, en el cantón de Tilarán. Presidió la Asociación de Estudiantes del Programa de Residencias y con su segunda carrera universitaria en curso, la misión de Jeff Chaji es incidir en la sociedad de tal manera que más personas puedan tener acceso a oportunidades para desarrollarse a través de la educación.

Su historia en el podcast.

Texto alternativo:

Locutor: Jeffrey Chaves Jiménez estudia Derecho en la Universidad de Costa Rica y también la licenciatura de ciencias políticas, pues concluyó el bachillerato de esta carrera en 2019.

Prefiere que le conozcan como Jeff Chaji. Vivió los primeros años de su carrera universitaria en las residencias estudiantiles, pero este año volvió a su casa, en El Silencio de Tilarán, en Guanacaste. Esto después de la suspensión de clases presenciales por motivos de la pandemia del Covid 19.

Según cuenta, es precisamente, el provenir de una comunidad rural y su deseo de incidir en la sociedad, lo que ha marcado sus elecciones académicas y laborales.

Jeff: Escogí mi carrera porque quería contribuir a la comunidad desde una posición informada. Y con “comunidad” me refiero a cualquier grupo de personas en las que uno este inmerso, ya sea nacional, internacional o local y escogí ciencias políticas porque quería tener herramientas suficientes para entender cómo funcionaba la resolución de conflictos sociales y cómo contribuir a ello. Y estudio derecho porque siempre que estuve trabajando en temas de ciencias políticas o en por organizaciones locales siempre caía a aspectos de leyes, normativas, reglamentos… y decidí que para buscar la justica social la solidaridad y los espacios más democráticos que incluyan a todas las personas era necesario tener ese elemento legal.

Locutor: Sin embargo, dice que estudiar de manera virtual desde donde vive, no ha sido tarea sencilla.

Jeff: De las clases lo más difícil es la zona donde vivo, El Silencio de Tilarán. No hay internet inalámbrico, el poco que hay es de celular, es muy difícil el acceso. Tuve que pedirle a la u que me prestara una tablet y aun así el internet sigue siendo muy malo, mi celular siempre ha tenido problemas, etcétera.

Locutor: Jeff tiene experiencia trabajando en organizaciones políticas y de la sociedad civil, donde ha colaborado en temas como juventudes y la equidad de género. Sin embargo, también ocupó espacios dentro del movimiento estudiantil de la Universidad.

Jeff: Cuando ingresé me pude involucrar en la Asociación de Estudiantes de Residencias, estuve en la tesorería. Después pude subir en distintos espacios del Movimiento Estudiantil y llegué a ser Presidente de la Asocia de Residencias. Avanzamos un montón, logramos que se declararan asociaciones de estudiantes de residencias en las distintas sedes y recintos, que se declarara el Día Institucional del Programa de Residencias, realizamos muchas actividades para lograr que se visibilizara la importancia de la población residente y de lo necesario que es que la universidad dé un beneficio de ese tipo, para que personas de zonas muy alejadas con dificultades económicas pudieran estudiar, conocerse y contribuir.

Además, estuve en el Consejo de Estudiantes de Ciencias Sociales, dada mi carrera de Ciencias Políticas.

Después gracias al Movimiento Estudiantil me eligieron en la Secretaría General de la Federación de Estudiante de la UCR lo que me permitió contribuir a la población estudiantil, con la que uno ha compartido y que otras personas han luchado por uno en el pasado y uno poder contribuir a esa lucha.

Locutor: De igual forma, valora mucho lo que estudiar en la UCR significa.

Estudiar en la UCR significa un espacio de liberación de prejuicios que se tenían de una sociedad un poco conservadora donde las personas no aspiraban a cosas grandes y de una sociedad que se conformaba con ciertos tipos de conocimiento y de ideas que las daban por hecho.

De las grandes enseñanzas es que las condiciones económicas no tienen que ser un impedimento para avanzar en la vida, muchas veces por la estructura económica y social que se tiene, ciertas personas que no cumplen con determinados roles sociales o que no tienen suficiente dinero con limitadas a acceder a sus sueños. La UCR me ha enseñado que la sociedad costarricense puede ser solidaria y buscar darle oportunidades a todas las personas sin importar de donde vengan o como son.

Locutor: Por ello, hace un llamado a entender el beneficio de la beca socioeconómica de una forma responsable

Si la UCR no me hubiera dado la beca segura hubiera estado buscando estudiar en alguna otra universidad en algún otro lado, porque sin beca no hubiera podido estudiar ni yo ni nadie de mi familia, que de hecho soy la primera persona de mi familia que se gradúa de la universidad.

Reconocer que la beca es un derecho que tenemos e implica un deber. Es decir, recibimos la beca por estructura de justicia y solidaridad social, que existe en la universidad y que nos ayuda, dadas nuestras limitaciones económicas, pero esto genera un deber con la sociedad de poder avanzar en la construcción de espacios que permita que otras personas puedan acceder a esas mismas oportunidades. Y que a la hora que nosotros nos desempeñemos en el mundo laboral y social, en otros espacios, llámense políticos, comunitarios o etcétera podamos defender la universidad pública en dos vías; defenderla de ataques que vengan de afuera, que quieran limitar la libertad de pensamiento y el acceso de las clases desfavorecidas a la educación y también una defensa a lo interno, de los abusos que se puedan tener y que se tienen a lo interno de la universidad en temas de recursos y etcétera.

Locutor: Este es un trabajo realizado por Rodrigo Madrigal Rojas para la Oficina de Becas y Atención Socioeconómica de la Universidad de Costa Rica, en octubre 2020.

Jeffrey Chaves Jiménez estudia  Licenciatura de Ciencias Políticas

Foto cortesía

Rodrigo Madrigal Rojas

rodrigo.madrigalrojas@ucr.ac.cr

Traducir
Ir al contenido